Seleccionar página

Bill Gates, el creador de Microsoft, hoy es el segundo hombre más rico del mundo. Y aunque para muchos eso podría ser símbolo de felicidad , para el cofundador de Microsoft parece ser lo menos importante en su vida.

Antes de que digas, “ no soy Bill Gates, no tengo los mismos lujos en la vida«, el portal Inc. compartió en su sitio web cuatro claves que hacen feliz a Bill Gates y que si sigues el mismo camino podrías llegar a estar en la misma situación. Y lo más importante, no tienes que ser multimillonario para alcanzar la felicidad de la que hablas.

1. CUMPLIR CON TUS COMPROMISOS

La forma en que las personas se vuelven más inteligentes a medida que envejecen no se trata tanto de aumentar el conocimiento intelectual o de acumular más riqueza (aunque ambos sucederán en virtud de tomar buenas decisiones). Se trata de elegir y seguir intencionalmente lo que más importa: cumplir con sus compromisos.

2.TENER UNA MENTALIDAD DE DAR

 Solo al dar puede recibir más de lo que ya tiene«

Jim Rohn

La ciencia ha confirmado que dar nos hace sentir felices, es bueno para nuestra salud y provoca gratitud. Un informe de la Escuela de Negocios de Harvard llegó incluso a la conclusión de que las recompensas emocionales son mayores cuando nuestra generosidad está conectada con los demás.

Pin It on Pinterest

Share This